La guía paso a paso para un viaje en avión casi perfecto

Viajar es uno de los mayores placeres que existen en la vida, y sin duda una de las mejores inversio

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS

POR LAS CALLES DE MÚNICH

Una ciudad de la que no había tenido la oportunidad de escribir es Múnich en Alemania. Ciudad que visitamos como una escala antes de llegar a Zúrich desde Amsterdam en nuestro primer viaje por Europa.

Tras unas largas horas de viaje en bus, habíamos llegado a la primera ciudad alemana del viaje muy entusiasmados. Y si bien estábamos un poco cansados por la falta de horas de sueño en el trayecto, decidimos ir a conocer la ciudad desde temprano, ya que sólo estaríamos ahí por una noche antes de partir a Suiza. Luego de tomar un tren al centro de la ciudad, nos pusimos en campaña de conocer la mayor cantidad de lugares y así fue como en casi 3 horas conocimos lugares icónicos de la ciudad como por ejemplo: Viktualienmarkt, Marienplatz, el nuevo y antiguo ayuntamiento y Karlsplatz.

Luego de comer algo mientras caminábamos, llegó el momento de descansar para recargar baterías para la segunda vuelta de la caminata por la ciudad. Es así como ya más tarde llegamos a conocer la cervecería Hofbräuhaus. La cervecería más popular de Múnich y una de las más famosas del mundo, con una historia que se remonta desde el año 1589. En la cervecería, estamos felices, tanto por el ambiente que hay en el lugar como también por la cerveza. Los grupos de música, los vendedores de comida típica que pasan a cada rato, la arquitectura sobre madera antigua, hacen de este lugar un espacio muy especial para ir concluyendo una rápida visita que sin duda quedará marcada con las ganas de volver a visitarla en un futuro.

Así y caminando por el centro nos despedimos de una visita fugaz a una bella ciudad llena de historia, ya preparando las mochilas para lo que fue nuestra visita a Zúrich, Suiza.

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS

La viajera

algunas gentes de La Habana

Cuando nada te detiene para emprender tu viaje…

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS

Coste de la vida en Gambia

Lo más caro en Gambia es la paciencia y lo más difícil es acostumbrarse a un ritmo que nada tiene que ver con el europeo. Si quieres comer a las 2, pide antes de las 12. Aprende a disfrutar una buena cerveza caliente y de las horas de espera. Sonríe y no desesperes, en Gambia “no pasa nada” porque todo “is coming”, pese a llegar tarde.

La moneda nacional es el dalasi. 1 euro equivale a 50 dalasis de media.

El coste de la vida en Gambia dependerá de tus buenas dotes como regateador, ya que casi todo es variable. Para que os hagáis una idea, aquí pasamos un listado de precios:

  • Comida y bebida:

– Barra de pan, aquí llamada tapalapa ……. 7 dalasis
– Noodles ……. 13 dalasis
– Media docena de huevos …… 20 dalasis
– Sardinas en lata ……. 40 dalasis
– 5 tomates …… 10 dalasis
– Pescado fresco ……. desde 75 dalasis
– 5 mangos …… 50 dalasis
– Un plato de pollo/pescado con arroz/patatas ……. 150 dalasis
– Botella de 1’5l de agua ……. 25 dalasis
– Botella de vino (caprichito pa’l cuerpo) …… desde 250 dalasis
– Cerveza en bar* ……. 45 dalasis

*Si la cerveza te la tomas en casita (35 dalasis), devolviendo el botellín te ahorras casi una barra de pan (5 dalasis).

  • Transporte:

En Gambia existen furgonetillas que hacen la función de autobús, los kele-kele. Estos tienen el lema: “donde caben 2, caben 20”. Si te toca ventanilla, estás de suerte, amigo, podrás respirar. Cubren trayectos regulares, y no tienen paradas establecidas, sino que paran donde necesites.

Aproximadamente, un recorrido de 10 km puede costarte de 8 a 10 dalasis. Es imposible calcularlo en tiempo, cientos de imprevistos pueden alterar la ruta (desde que la furgoneta se quede sin gasolina, hasta controles policiales, pasando por cabras y vacas obstruyendo la carretera).

Existen taxis compartidos que hacen la misma función que el kele-kele, amarillos y verdes, que se ven por todas partes. Los precios son similares. El interior de cada uno de ellos depara auténticas sorpresas… desde techos caídos, asientos duros como piedras, decoraciones navideñas (tal cual: cotillón, bolas de árbol, pegatinas…), fundas de lana que con este calor infernal van de puta madre, así como taxis que para arrancar no tienen llave de contacto, sino un manojo de cables con los que hacer un buen puente.

También hay taxis particulares, en los que los 10 km pueden salirte a 50 dalasis. Vuelve a depender de tus dotes como regateador y a lo acostumbrado que estés a luchar en Gambia.

Podrás ver también, taxis verdes mejor equipados destinados únicamente al turismo. El precio es regateable, pero muy superior a los demás transportes.

Otra manera de moverse por el país es haciendo autostop. Casi todo el mundo lo practica en estas carreteras. Es una buena manera si no te importa ir subido a un camión de mangos o junto a un rebaño de cabras.

La bicicleta queda desaconsejada. Cada día hay accidentes, pues los vehículos van muy locos.

Por último, para cruzar del norte al sur del país, o a la inversa, hay que atravesar el río Gambia y por el momento no existen puentes. Así que un sistema de ferries en diversos puntos del país, se encargan de cruzar tanto a personas como animales y vehículos.

  • Alojamiento:

Existen diferentes hoteles y apartamentos adaptados a todos los bolsillos. Desde resorts de más de 100 euros la noche, recomendado para gente que no quiera salir del recinto a conocer Gambia; a hotelitos modestos de entre 15-30 euros la noche/persona (algunos con piscina e incluyen desayuno).

Por otro lado, puedes encontrar para estancias más largas, pisitos muy básicos con lo justo y necesario, desde 100-200 euros/mes, con una o dos habitaciones.

Como en cualquier lugar puedes pasar con más o menos. Si nos quieres hacer caso…aléjate de la parte turística, la más costera y sufre (o VIVE) Gambia.

  • Digg
  • Del.icio.us
  • StumbleUpon
  • Reddit
  • Twitter
  • RSS